jueves, 10 de junio de 2010

Una habitación donde los ruidos no cesan
las voces jamás bajan el volumen,
dos personas que no se conocen
pero pronto reconocerán sus almas. . .


- ¿Y esa mirada?

- ¿Qué refleja?

- Mucho, poco….¿Tendrá importancia..?

- No sé, ¿Para ti que refleja?

- Calma, ansiedad, deseo….Tu dime..

- Misterio

- Obvio, ¿Te parece poco..?

No dijeron nada durante dos segundos, pero no dejaban de mirarse el uno al otro.

- ¿Por qué no me muestras tus labios?

¿Sabes que eres un encanto..?

- No me lo habían dicho antes.

- Una de dos, o soy un testarudo o soy un soñador…Tú dime

- Soñador, me gusta la gente soñadora…a ti?

- No me disgusta, al contrario… me entusiasma, me motiva…

- Entonces, ¿Soñador o testarudo?

- No se puede ser soñador sin escapar de la realidad

¿O tú a donde vas..?

- A la horrible realidad

- Es espantosa, denigrante y fría pero ¿Qué mas da?

- A veces me da miedo... pero pasan las cosas y ni cuenta me doy

- ¿Qué más da?

Permíteme, voy por otro trago

- ¿Estás tomando solo?

- Sí

- ¿Te molesta..?

- Para nada, pero no me gusta que tomen con su soledad

¿Qué tienes?

- Qué importa si tengo 20 o 70

nunca nos conoceremos

¿O si..?

- Uno nunca sabe

¿qué tienes?

¿Te sientes mal?

- Hace tiempo que he dejado de soñar

asi que no preguntes eso

mejor dejame conocerte

anda

Cuentame tu vida

o mienteme, si es necesario

- ¿En qué quieres que te mienta?

1 comentario:

  1. En todo, todo lo que sea necesario para crear momentos de ilusión, entrar en un surrealismo y poder vivir el momento, sin importar lo que venga después, solo es, solo es, vivir el momento.

    ResponderEliminar